sábado, 23 de junio de 2012

Campaspero-El Cabañón-Quintanilla-Peñafiel. 10-06-2.012

Otra ruta más que nos marcamos Juanma, Chuchi y yo. Este día para hacerla distinta, decidimos bajar por el valle del "Convento de Santa María de Oreja" (o lo poco que queda de él) hasta Langayo, cruzar la carretera y subir hacía el páramo que nos llevase a la Ermita del Cristo del  Cabañón, de allí bajar a Quintanilla de Arriba, coger el sendero del Duero hasta Peñafiel, y de nuevo a casa. Nos quedó una ruta muy  bonita y entretenida, pues la parte que se hace por el valle del Arroyo de Oreja, es en su mayoría por senderos abandonados cubiertos de hierba y piedras, que aunque incómodos, los hace muy entretenidos.
Fotos.
Momento de paso por el Convento Oreja.
Bajando por senderos dirección a Langayo.
Llegando a Langayo, ya por caminos buenos.
Para cruzar la carretera que va de Cogeces a Peñafiel, nos tocó vadear un arroyo antes.
 A lo largo de la mañana, nos cayeron varias borrascas.
Ermita del Cristo del Cabañón.
Dió la casualidad de que cuando pasamos por la Ermita del Cabañón estaban limpiándola para la procesión que se celebraba la semana siguiente. Uno de los que estaban limpiando era un hermano de la persona (ya fallecida) que ideó y construyó la Ermita, nos contó la historia de como de niño se le ocurrió cuando iban a trabajar al campo y años más tarde, la construyó. En la pintura que adorna las paredes, se puede ver su cara en un autorretrato que pintó en la cara de uno de los frailes que están a los pies del Cristo (el que tiene bigote, concretamente).
Cruzando el Monte Molpeceres, ya de vuelta, se veían los arbustos así de floridos.
Como siempre ultimamente, tuvimos un percance. Esta vez fue Chuchi el que pinchó poco antes de llegar a casa.
Mientras Chuchi arreglaba el pinchazo, yo me entretuve haciendo fotos.
Track de la ruta.
La ruta sale de 63,5 km de distancia y 355 metros de desnivel positivo, y un par de veces nos tocó echar pie a tierra para cruzar dos cauce de arroyos, uno el de la cuarta foto y otro en al valle de Oreja. A pesar de eso es otra ruta recomendable y entretenida. No he puesto fotos del tramo del sendero del Duero, porque ya he puesto muchas en otras ocasiones, y seguro que vuelve a haber ocasión de poner alguna más.
Ala sed buenos.

jueves, 21 de junio de 2012

Fin de semana con ambiente en Campaspero. 16 y 17-06-2.012

 Himno Real Valladolid
Este último fin  de semana se han juntado un montón de actividades en Campaspero, que le han dado un gran ambiente y ha hecho que viniese mucha gente.
Empezando por orden, el sábado se celebraba la concentración de dulzaineros que en los últimos años viene organizando el grupo local "Campoaspero", yo no estuve y no tengo fotos, además empezó el mercado goyesco que estuvo puesto sábado y domingo, tampoco tengo fotos así que dejo un enlace a la página del ayuntamiento, por si alguien las quiere echar un vistazo. Por último, el sábado también empezó el concurso CHURROPINCHO, en el que participaron la mayoría de los bares del pueblo y que visto lo visto, fue un éxito total, la mayoría  se quedaron sin esistencias tanto el sábado, como el domingo, daba gusto ver el ambiente que había.
Ya el domingo, se celebró la XXXII Media Maratón Santo Domingo, que por problemas técnicos (tenía la batería de la cámara descargada) solo tengo alguna foto de las carreras de los niños. Aquí dejo un enlace para poder ver la clasificación. Como en los últimos años, ganó Fernández Giralda, y como en los últimos años vino poca gente a participar. Al parecer este año hubo problemas para apuntarse por internet, y eso restó afluencia., además hablando con algunos corredores, desde el ayuntamiento ayudaron poco a los que llamaban por teléfono para preguntar ¡¡manda huevos!!
La razón de que no tenga fotos del sábado es que fui a Valladolid con Asier a ver el partido Valladolid-Alcorcón. En principio íbamos en plan de fiesta, pero al final nos tocó sufrir,...y mucho, pero al final el ¡¡¡PUCELA ESTÁ EN PRIMERA!!!
Antes del partido, llegando a la zona "Fan Club" mi prima Loreto y Asier.
Asier eufórico al terminar el partido.
 Ambientazo en Zorrilla.
 Salida de la categoría "pitufos".
Así Richar, a enseñarla bien desde pequeña.
En definitiva, gran ambiente en el pueblo con la visita de mucha gente, entre ellos mi amigo Vidal y familia, y el tiempo que acompañó. Me imagino que el año que viene se repetirá, después de lo visto. 
Si no vuelve a coincidir con un partido importante del Pucela como este año, prometo poner más fotos je, je.
Ala, sed buenos.

miércoles, 20 de junio de 2012

Pico de Bocos y Valle del Cuco. 03-06-2.012

El día 3 amaneció desapacible y amenazando lluvia, y a pesar de las pocas ganas que tenía, a las nueve de la mañana me presenté a la cita y allí estaban José Luis, Juanma y Pedro. Salimos pensando en ir hasta San Martín de Rubiales, pero al final no llegamos. Fuimos por sitios que ya habíamos recorrido, pero aprovechando que venía Pedro y se conoce el terreno mejor que nosotros, fuimos por algunos senderos nuevos. Quedó un recorrido muy entretenido y distinto, al salirnos de los caminos de siempre. Recomendable la ruta. Unas fotos.
Típica foto llegando al Valle del Duero.
Llegando a Curiel con la amenaza de lluvia.
Por este sendero subimos al páramo desde Curiel. Había piedras escondidas entre la hierba que entorpecían la subida, como se puede ver.
En este sembrado de plantas aromáticas, estuvimos un rato buscando una bajada hacia Valdearcos, pero al final nos tocó volver para atrás y bajar por el camino.
Llegando al Pico de Bocos, desde el camino, Juanma también fue al suelo.
Ya de regreso a casa pasamos por Valdemudarra y Pedro, que venía sobrado, se entretenía así para esperarnos.
Menú de recuperación.
Track de la ruta.
La ruta fue por Peñafiel, Curiel, Valdearcos y Bocos, allí cogimos el sendero del Duero (que como no lo mantengan un poco, se lo va a comer la vegetación) hasta Peñafiel de nuevo, y para volver a Campaspero subimos por el pantano de Valdemudarra. Salen 63,5 km de distancia y 432 metros de desnivel positivo, o sea que es una ruta más de las que solemos hacer, pero este día me costó más que ningún otro, llegué a casa muy justito de fuerzas, menos mal que al llegar repuse fuerzas con una parrillada de chuletillas que preparó mi suegro.
Como anécdota, en la bajada a Valdearcos por el camino, a Pedro le marcó el cuentakilómetros 76 km/h de velocidad máxima, una burrada; a mi 55 Km/h, y pasando miedo, además cuando estábamos a 5 o 6 kilómetros de casa, a Juanma se le rompió la cadena, otro percance para la colección.
Esta ruta es recomendable si alguien la quiere repetir.
Ala, sed buenos.